Song of the Open Road, IV - Walt Whitman


The earth expanding right hand and left hand,
The picture alive, every part in its best light,
The music falling in where it is wanted, and stopping where it is not wanted,
The cheerful voice of the public road, the gay fresh sentiment of the road.

O highway I travel, do you say to me Do not leave me?
Do you say Venture not—if you leave me you are lost?
Do you say I am already prepared, I am well-beaten and undenied, adhere to me?

O public road, I say back I am not afraid to leave you, yet I love you,
You express me better than I can express myself,
You shall be more to me than my poem.

I think heroic deeds were all conceiv’d in the open air, and all free poems also,
I think I could stop here myself and do miracles,
I think whatever I shall meet on the road I shall like, and whoever beholds me shall like me,
I think whoever I see must be happy.


Complete poem: https://www.poetryfoundation.org/poems/48859/song-of-the-open-road



Pilar - Martina Benitez Vibart


Nuestros diálogos más importantes
aparecen sin buscarlos, como esas madrugadas
cuando la despertaba por mis pesadillas
o más adelante ella me contaba sus sueños.

No escuchaba mi voz interior
dice, mientras calienta leche para el café
y pone pan a tostar.
No hay que aceptar lo inaceptable.

Observo la panza
de la primera de los seis
en compartir su obra.



Este poema forma parte de Sismo, mi primer libro de poemas.



Through the Looking-Glass, and What Alice Found There (Lewis Carroll) / Traducción: Martina Benitez Vibart



"Do you hear the snow against the window-panes, Kitty? How nice and soft it sounds! Just as if some one was kissing the window all over outside. I wonder if the snow loves the trees and fields, that it kisses them so gently? And then it covers them up snug, you know, with a white quilt; and perhaps it says, 'Go to sleep, darlings, till the summer comes again.' And when they wake up in the summer, Kitty, they dress themselves all in green, and dance about -- whenever the wind blows -- oh, that's very pretty!" cried Alice, dropping the ball of worsted to clap her hands. "And I do so wish it was true! I'm sure the woods look sleepy in the autumn, when the leaves are getting brown."

Chapter One: Looking Glass House
Online source: http://www.victorianweb.org/authors/carroll/zrd/1.htm




"¿Escuchas la nieve contra los ventanales, Kitty? ¡Qué lindo y suave suena! Tal como si alguien estuviera besando la ventana afuera. Me pregunto si la nieve ama a los árboles y los campos, que los besa tan sutilmente. Y luego los cubre cálida, sabes, con una cobertura blanca; y tal vez dice 'Vayan a dormir, queridos, hasta que el verano esté de vuelta.' Y cuando despiertan en el verano, Kitty, se visten por sí mismos de verde, y bailan alrededor - cuando sea que el viento sopla - ¡oh, eso es muy bonito!' exclamó Alice, dejando caer la madeja de lana para aplaudir. "¡Y sí que deseo que fuera verdad! Estoy segura de que los bosques lucen adormecidos en otoño, cuando las hojas se están volviendo marrones."


Traducción: Martina Benitez Vibart



WILLIAM BLAKE (1757-1827)

The Divine Image
BY WILLIAM BLAKE

To Mercy, Pity, Peace, and Love
All pray in their distress;
And to these virtues of delight
Return their thankfulness.

For Mercy, Pity, Peace, and Love
Is God, our father dear,
And Mercy, Pity, Peace, and Love
Is Man, his child and care.

For Mercy has a human heart,
Pity a human face,
And Love, the human form divine,
And Peace, the human dress.

Then every man, of every clime,
That prays in his distress,
Prays to the human form divine,
Love, Mercy, Pity, Peace.

And all must love the human form,
In heathen, Turk, or Jew;
Where Mercy, Love, and Pity dwell
There God is dwelling too.


Source: http://www.poetryfoundation.org/poem/172912








Alejandra Pizarnik - Fragmentos de una entrevista


M.I.M. – En una suerte de contrapunto con tu yo que se une a la noche y aquel que se une al silencio, veo a «la extranjera»; «la silenciosa en el desierto»; «la pequeña viajera»; «mi emigrante de sí»; la que «quería entrar en el teclado para entrar adentro de la música para tener una patria». Son estas, tus otras voces, las que hablan de tu vocación de errancia, la para mí tu verdadera vocación, dicho a tu manera.
A.P. – Pienso en una frase de Trakl: Es el hombre un extraño en la tierra. Creo que, de todos, el poeta es el más extranjero. Creo que la única morada posible para el poeta es la palabra.

M.I.M. – Hay un miedo tuyo que pone en peligro esa morada: el no saber nombrar lo que no existe.* Es entonces cuando te ocultás del lenguaje.
A.P. – Con una ambigüedad que quiero aclarar: me oculto del lenguaje dentro del lenguaje. Cuando algo – incluso la nada tiene un nombre, parece menos hostil. Sin embargo, existe en mí una sospecha de que lo esencial es indecible.



Fuente: Saquen una pluma



Cesare Pavese en El oficio de vivir (1935-1950)


"Renunciad a la tierra y la tierra os será dada por añadidura".

Cita mencionada por Cesare Pavese (entre comillas), en Il mestiere di vivere (1935-1950), El oficio de vivir, diarios publicados en 1952.



Gilles Deleuze - En medio de Spinoza (1980-1981) - Editorial Cactus, 2013



"Es preciso que, en última instancia, sólo tengan relación con lo que aman".

De En medio de Spinoza (1980-1981). Capí­tulo V, El estatuto de los modos y el problema del mal. Gilles Deleuze. Editorial Cactus (2013)





dijo Lao Tsé


"Nature does not hurry, yet everything is accomplished."

"La naturaleza no tiene prisa, sin embargo todo se realiza".


Lao Tsé


Las ciudades y los intercambios - Ítalo Calvino


En Cloe, gran ciudad, las personas que pasan por las calles no se conocen. Al verse imaginan mil cosas las unas de las otras, los encuentros que podrían ocurrir entre ellas, las conversaciones, las sorpresas, las caricias, los mordiscos. Pero nadie saluda a nadie, las miradas se cruzan un segundo y después huyen, husmean otras miradas, no se detienen.

Pasa una muchacha que hace girar una sombrilla apoyada en su hombro, y también un poco la redondez de las caderas. Pasa una mujer vestida de negro que representa todos los años que tiene, con ojos inquietos bajo el velo y los labios trémulos. Pasa un gigante tatuado; un hombre joven con el pelo blanco; una enana; dos mellizas vestidas de coral. Algo corre entre ellos, un intercambio de miradas como líneas que unen una figura a la otra y dibujan flechas, estrellas, triángulos, hasta que todas las combinaciones en un instante se agotan, y otros personajes entran en escena: un ciego con un guepardo sujeto con cadena, una cortesana con abanico de plumas de avestruz, un efebo, una mujer descomunal. Así, entre quienes por casualidad se juntan para guarecerse de la lluvia bajo un soportal, o se apiñan debajo del toldo del bazar, o se detienen a escuchar la banda en la plaza, se consuman encuentros, seducciones, copulaciones, orgías, sin cambiar una palabra, sin rozarse con un dedo, casi sin alzar los ojos. Una vibración lujuriosa mueve continuamente a Cloe, la más casta de las ciudades. Si hombres y mujeres empezaran a vivir sus efímeros sueños, cada fantasma se convertiría en una persona con quien comenzar una historia de persecuciones, de simulaciones, de malentendidos, de choques, de opresiones, y el carrusel de las fantasías se detendría.


En Las ciudades invisibles (1972)



dijo J.D. Salinger / Traducción: Martina Benitez Vibart


“You’re not the first person who was ever confused and frightened and even sickened by human behavior. You’re by no means alone on that score, you’ll be excited and stimulated to know. Many, many men have been just as troubled morally and spiritually as you are right now. Happily, some of them kept records of their troubles. You’ll learn from them—if you want to. Just as someday, if you have something to offer, someone will learn something from you. It’s a beautiful reciprocal arrangement. And it isn’t education. It’s history. It’s poetry.”

(J.D. Salinger, “The Catcher in the Rye” / El guardián entre el centeno - 1951)



"No sos la primera persona que alguna vez se confundió y asustó e incluso se enfermó por el comportamiento humano. No estás solo/a bajo ningún contexto en ese punto, te sentirás excitado y estimulado de saberlo. Muchos, muchos seres humanos estuvieron así de complicados moral y espiritualmente como vos lo estás en este momento. Felizmente, algunos muntuvieron registro de sus problemas. Aprenderás de ellos - si así lo querés. Así como también algún día, si tenés algo para ofrecer, alguien aprenderá algo de vos. Es un maravilloso acuerdo recíproco. Y no es educación. Es historia. Es poesía".

Traducción propia.