-Mística Artística-



domingo, 31 de mayo de 2015

Arte poética - Por Juan Gelman


Entre tantos oficios ejerzo éste que no es mío,
como un amo implacable
me obliga a trabajar de día, de noche,
con dolor, con amor,
bajo la lluvia, en la catástrofe,
cuando se abren los brazos de la ternura o del alma,
cuando la enfermedad hunde las manos.
A este oficio me obligan los dolores ajenos,
las lágrimas, los pañuelos saludadores,
las promesas en medio del otoño o del fuego,
los besos del encuentro, los besos del adiós,
todo me obliga a trabajar con las palabras, con la sangre.
Nunca fui el dueño de mis cenizas, mis versos,
rostros oscuros los escriben como tirar contra la muerte.


En Pesar todo
https://books.google.com.ar/books?id=L-hYnmpr7acC&hl=es&source=gbs_similarbooks



jueves, 28 de mayo de 2015

En la isla a veces habitada del que somos, hay noches... - José Saramago


Na ilha por vezes habitad-a do que somos, há noites,
manhãs e madrugadas em que não precisamos de morrer.
Então sabemos tudo do que foi e será.
O mundo aparece explicado definitivamente e entra
em nós uma grande serenidade,
e dizem-se as palavras que a significam.
Levantamos um punhado de terra e apertamo-la nas mãos.
Com doçura.
Aí se contém toda a verdade suportável:
o contorno, a vontade e os limites.
Podemos então dizer que somos livres,
com a paz e o sorriso de quem se reconhece e viajou
à roda do mundo infatigável,
porque mordeu a alma até aos ossos dela.
Libertemos devagar a terra onde acontecem milagres
como a água, a pedra e a raiz.
Cada um de nós é por enquanto a vida.
Isso nos baste.

José Saramago



En la isla a veces habitad-a de lo que somos, hay noches,
mañanas y madrugadas en que no necesitamos morir.
Entonces sabemos todo del que ha sido y será.
El mundo aparece explicado definitivamente y entra
en nosotros una gran serenidad,
Y se dicen las palabras que la significan.
Planteamos un puñado de tierra y la apretamos en las manos.
Con dulzura.
En ella se contiene toda la verdad soportable:
La deformación, la voluntad y los límites.
Podemos entonces decir que somos libres,
con la paz y la sonrisa de quien se reconoce y viajó
a la rueda del mundo infatigable,
porque mordiera el alma hasta los huesos de ella.
Deshagamos despacio la tierra donde ocurren milagros
como el agua, la piedra y la raíz.
Cada uno de nosotros es mientras tanto la vida.
Eso nos baste.

José Saramago


miércoles, 27 de mayo de 2015

150 de Alice in Wonderland (autor: Lewis Carroll)


"A pedido de la niña, Dodgson volcó la historia al papel con el título de Las aventuras de Alicia bajo tierra acompañándola de sus dibujos. En 1865, la editorial Macmillan de Londres publicó el libro bajo el título con el cual es conocido, firmado por “Lewis Carroll” y con las ilustraciones del dibujante satírico John Tenniel. Seis años más tarde, en la Navidad de 1871, apareció el segundo volumen de las aventuras de Alicia, A través del espejo. Los dos libros forman parte de la pequeña biblioteca de obras esenciales de la humanidad y, como casi todas las otras —la Epopeya de Gilgamesh, la Odisea, la Divina Comedia, el Quijote, Moby Dick— son la crónica de un viaje".




y música dedicada en su momento a Alice...


MARRIOTT, C.H.R. The Wonderland Quadrilles. Composed for the Piano-Forte. London, 1872.

FIRST EDITION. Front wrapper illustrated with 5 vignettes depicting Wonderland characters, by Alfred Concanen with designs after Tenniel (Tenniel's monogram on front wrapper, and his permission inside). The music was dedicated to Alice, at Dodgson's suggestion in November 1871.




sábado, 23 de mayo de 2015

Dedicatoria - Por Czeslaw Milosz



                                                                                  Varsovia 1945

"Vosotros, a quienes no pude salvar,
Escuchadme.
Intentad entender estas simples palabras, ya que de otras me avergonzaría.
Os juro que en ellas no hay hechicería.
Os hablo en silencio como una nube, como un árbol.

Aquello que me fortaleció a mí, para vosotros fue mortal.
Confundisteis el adiós a una época, con el advenimiento de una nueva
-Odio confabulado de belleza lírica.
Fuerza ciega de forma completa.

He aquí un valle polaco de ríos anémicos. Y un inmenso puente
Perdiéndose en la niebla. He aquí una ciudad vencida,
Y el viento arroja alaridos de gaviotas sobre vuestra tumba
Mientras os hablo.

¿Qué clase de poesía es aquella que no salva
Naciones o pueblos?
Una conspiración de mentiras oficiales.
Una tonadilla de borrachos cuyas gargantas serán cortadas de inmediato,
Una conferencia para señoritas.
He deseado la buena poesía sin saberlo,
He descubierto, ya tarde, su saludable objetivo.
En ella y sólo en ella, encuentro salvación.

Se solía esparcir millo o alpiste sobre las tumbas
Para alimentar a los muertos que volvían disfrazados de pájaros.
Aquí os dejo este libro, vosotros quienes alguna vez vivisteis
Para que nunca más volváis. "


Versión de Rafael Díaz Borbón



viernes, 22 de mayo de 2015

A Maior Flor do Mundo - José Saramago (cuento + corto)




¿Y si las historias para niños fueran de lectura obligatoria para los adultos? ¿Seríamos realmente capaces de aprender lo que, desde hace tanto tiempo venimos enseñando?

José Saramago


Las historias para niños deben escribirse con palabras muy sencillas, porque los niños, al ser pequeños, saben pocas palabras y no las quieren muy complicadas. Me gustaría saber escribir esas historias, pero nunca he sido capaz de aprender, y eso me da mucha pena. Porque, además de saber elegir las palabras, es necesario tener habilidad para contar de una manera muy clara y muy explicada, y una paciencia muy grande. A mí me falta por lo menos la paciencia, por lo que pido perdón.

Si yo tuviera esas cualidades, podría contar con todo detalle una historia preciosa que un día me inventé, y que, así como vais a leerla, no es más que un resumen que se dice en dos palabras… Se me tendrá que perdonar la vanidad de haber pensado que mi historia era la más bonita de todas las que se han escrito desde los tiempos de los cuentos de hadas y princesas encantadas…

¡Hace ya tanto tiempo de eso!

En el cuento que quise escribir, pero que no escribí, hay una aldea. (Ahora comienzan a aparecer algunas palabras difíciles, pero quien no las sepa, que consulte en un diccionario o que le pregunte al profesor.)

Que no se preocupen los que no conciben historias fuera de las ciudades, ni siquiera las infantiles: a mi niño héroe sus aventuras le esperan fuera del tranquilo lugar donde viven los padres, supongo que también una hermana, tal vez algún abuelo, y una parentela confusa de la que no hay noticia.

Nada más empezar la primera página, sale el niño por el fondo del huerto y, de árbol en árbol, como un jilguero, baja hasta el río y luego sigue su curso, entretenido en aquel perezoso juego que el tiempo alto, ancho y profundo de la infancia a todos nos ha permitido…

Hasta que de pronto llegó al límite del campo que se atrevía a recorrer solo. Desde allí en adelante comenzaba el planeta Marte, efecto literario del que el niño no tiene responsabilidad, pero que la libertad del autor considera conveniente para redondear la frase. Desde allí en adelante, para nuestro niño, hay sólo una pregunta sin literatura: “¿Voy o no voy?” Y fue.

El río se desviaba mucho, se apartaba, y del río ya estaba un poco harto porque desde que nació siempre lo estaba viendo. Decidió entonces cortar campo a través, entre extensos olivares, unas veces caminando junto a misteriosos setos vivos cubiertos de campanillas blancas, y otras adentrándose en bosques de altos fresnos donde había claros tranquilos sin rastro de personas o animales, y alrededor un silencio que zumbaba, y también un calor vegetal, un olor de tallo fresco sangrado como una vena blanca y verde.

¡Oh, qué feliz iba el niño! Anduvo, anduvo, hasta que los árboles empezaron a escasear y era ya un erial, una tierra de rastrojos bajos y secos, y en medio una inhóspita colina redonda como una taza boca abajo.

Se tomó el niño el trabajo de subir la ladera, y cuando llegó a la cima, ¿qué vio? Ni la suerte ni la muerte, ni las tablas del destino… Era sólo una flor. Pero tan decaída, tan marchita, que el niño se le acercó, pese al cansancio.

Y como este niño es especial, como es un niño de cuento, pensó que tenía que salvar la flor. Pero ¿qué hacemos con el agua? Allí, en lo alto, ni una gota. Abajo, sólo en el río, y ¡estaba tan lejos!…

No importa.

Baja el niño la montaña,
Atraviesa el mundo todo,
Llega al gran río Nilo,
En el hueco de las manos recoge
Cuanta agua le cabía.
Vuelve a atravesar el mundo
Por la pendiente se arrastra,
Tres gotas que llegaron,
Se las bebió la flor sedienta.
Veinte veces de aquí allí,
Cien mil viajes a la Luna,
La sangre en los pies descalzos,
Pero la flor erguida
Ya daba perfume al aire,
Y como si fuese un roble
Ponía sombra en el suelo.

El niño se durmió debajo de la flor. Pasaron horas, y los padres, como suele suceder en estos casos, comenzaron a sentirse muy angustiados. Salió toda la familia y los vecinos a la búsqueda del niño perdido. Y no lo encontraron.

Lo recorrieron todo, desatados en lágrimas, y era casi la puesta de sol cuando levantaron los ojos y vieron a lo lejos una flor enorme que nadie recordaba que estuviera allí.

Fueron todos corriendo, subieron la colina y se encontraron con el niño que dormía. Sobre él, resguardándolo del fresco de la tarde, se extendía un gran pétalo perfumado, con todos los colores del arco iris.

A este niño lo llevaron a casa, rodeado de todo el respeto, como obra de milagro. Cuando luego pasaba por las calles, las personas decían que había salido de casa para hacer una cosa que era mucho mayor que su tamaño y que todos los tamaños.

Y ésa es la moraleja de la historia.

Éste era el cuento que yo quería contar. Me da mucha pena no saber narrar historias para niños. Pero por lo menos ya conocéis cómo sería la historia, y podréis explicarla de otra manera, con palabras más sencillas que las mías, y tal vez más adelante acabéis sabiendo escribir historias para los niños…

¿Quién me dice que un día no leeré otra vez esta historia, escrita por ti que me lees, pero mucho más bonita?…





miércoles, 20 de mayo de 2015

Babelogue - Patti Smith (traducción por Martina Benitez)



"I haven't fucked much with the past, but I've fucked plenty with the future. Over the skin of silk are scars from the splinters of stations and walls I've caressed. A stage is like each bolt of wood, like a lock of Helen, is my pleasure. I would measure the success of a night by the way by the way by the amount of piss and seed I could exude over the columns that nestled the P.A. Some nights I'd surprise everybody by skipping off with a skirt of green net sewed over with flat metallic circles which dazzled and flashed. The lights were violet and white. I had an ornamental veil, but I couldn't bear to use it. When my hair was cropped, I craved covering, but now my hair itself is a veil, and the scalp inside is a scalp of a crazy and sleepy Comanche lies beneath this netting of the skin. I wake up. I am lying peacefully I am lying peacefully and my knees are open to the Sun. I desire Him, and He is absolutely ready to seize me. In heart I am a Moslem; in heart I am an American; In heart I am Moslem, in heart I'm an American artist, and I have no guilt. I seek pleasure. I seek the nerves under your skin. The narrow archway; the layers; the scroll of ancient letters. We worship the flaw, the belly, the belly, the mole on the belly of an exquisite whore. He spared the child and spoiled the rod. I have not sold myself to God."


"No cojí tanto con el pasado, pero cojí mucho con el futuro. Sobre la piel de seda hay cicatrices de las astillas de las estaciones y las paredes que acaricié. Un escenario es como cada tornillo de madera, como una cerradura de Helena, es mi placer. Yo mediría el éxito de una noche por el camino por el camino por la cantidad de orina y de las semillas que podía exudar sobre las columnas donde anidaba el sonido. Algunas noches sorprendería a todos saltando con una falda de red verde cosida con círculos metálicos planos que deslumbran y brillan. Las luces eran violetas y blancas. Yo tenía un velo ornamental, pero no podía soportar la idea de usarlo. Cuando mi pelo fue cortado, ansiaba cubrirlo, pero ahora mi pelo en sí mismo es un velo, y el cuero cabelludo en el interior es un cuero cabelludo de un Comanche loco y dormilón yace debajo de este tejido de la piel. Me despierto. Estoy acostada en paz estoy acostada en paz y mis rodillas están abiertas al Sol. Yo lo deseo, y Él está absolutamente listo para atraparme. De corazón soy una musulmana, de corazón soy una Americana; de corazón soy musulmana, de corazón soy una artista americana, y no tengo culpa. Yo busco el placer. Yo busco los nervios bajo tu piel. El arco estrecho, las capas, el rollo de antiguas letras. Adoramos la falla, la panza, la panza, el lunar en la panza de una puta exquisita. Él liberó al niño y arruinó la varilla*. Yo no me vendí a Dios".


*Spare en inglés es tener algo sin usarlo. Elegir no usarlo.
Hay un dicho: “to spare the rod and spoil the child”: “no usar la varilla y malcriar (arruinar) al niño”.
(queriendo decir que a veces por no retar, se malcría al niño).

(Traducción del inglés al español por Martina Benitez)


lunes, 18 de mayo de 2015

Desvío - Por Martina Benitez



Saco fotos a árboles torcidos.
El desvío, por buscar la luz,
me atrae desde siempre.

En esta ciudad que visito
hay más claridad y más aire.

Será por eso
que se siente más
lo que se mueve.


Destrucción - Por Carlos Drummond de Andrade


Los amantes se aman cruelmente
y con tanto amarse no se ven.
Uno se besa en el otro, reflejado.
¿Dos amantes qué son? Dos enemigos.

Los amantes son niños estropeados
por el mimo de amar: y no piensan
cuánto se pulverizan en el unirse
y cómo lo que era mundo vuelve a nada.

Nada, nadie. Amor, puro fantasma
que levemente los lleva, como la serpiente
se imprime en el recuerdo de su rastro.

Y quedan mordidos para siempre.
Dejan de existir, pero lo existido
continúa doliendo eternamente.


En Lección de cosas (1962)






jueves, 7 de mayo de 2015

Letter to Steve Tilston & Richard Howell + God Save Oz - John Lennon



“Dear Steve Tilston & Richard Howell
Being rich doesn’t change your experience in the way you think.
The only difference basically is that you don’t have to worry about money – food, roof, etc, but all other experiences – emotions, relationships – are the same as anybodies, I know, I’ve been rich and poor, so has Yoko (rich-poor-rich) So whadya think of that.
Love, John and Yoko.”

Traducción:
"Queridos Steve Tilston & Richard Howell
Ser rico no cambia tu experiencia en la forma en que pensás. La única diferencia básicamente es que no tenés que preocuparte por el dinero - comida, techo, etc - pero todas las otras experiencias - emociones, relaciones - son las mismas que las de cualquier persona.
Yo sé, yo fui rico y pobre. Yoko también (rica-pobrre-rica) Entonces, qué pensás de eso.
Amor, 
John y Yoko."





domingo, 3 de mayo de 2015

Oraciones - Por Martina Benitez


Yo sólo escuchaba
tus movimientos.
No conocía tus gustos.
No hablábamos casi.  

A la noche te pedía
que me protegieras
con oraciones.

Ahora me pregunto
si tenía pesadillas
para poder compartir
algo con vos.